Hacia la séptima generación de izquierda

Alejandro Cao de Benós

\"\"Corea del Norte es hoy una nación más que citada en los medios de comunicación occidentales, y lo es más que nada por defenderse de ataques imperialistas estadounidenses vía Corea del Sur. Esta nación política desarrolla una particular forma política de la Izquierda Asiática: el socialismo Juche. Su principal valedor en lo que se llama "Occidente" es el español Alejandro Cao de Benós. Es presidente de la Asociación de Amistad con Corea, delegado honorario del país y delegado también del Comité de Relaciones Culturales de la República Popular Democrática de Corea con el extranjero. Su doble nacionalidad española y norcoreana le convierte en una institución de primera magnitud para que en lengua española se conozca la visión del Mundo que tiene el Juche. Izquierda Hispánica ha tenido el privilegio de entrevistarle con nuestro tradicional cuestionario, y aquí reproducimos sus respuestas, interesantes y representativas de ese Estado de la Izquierda Asiática. Aquí la tienen.

 

1.- Haga primero una breve presentación de su currículum o semblanza profesional.

He trabajado desde los 16 años. Principalmente en tecnologías de la información para varias empresas multinacionales, aunque empecé en una gasolinera. Siempre obtenía un \'suficiente\' en Ciencias Sociales. Inicié mi trabajo con Corea en 1990.

2.- ¿Qué semejanzas y diferencias encuentra usted entre las izquierdas y las derechas en la actualidad?

No existe prácticamente diferencia. Excepto en aspectos muy puntuales, la mayoría de partidos tanto de izquierdas como derechas en la actualidad son productos de consumo masivo, sin ideología ni principios transformadores, tan sólo interesados en el individualismo, el poder y el dinero.

3.- ¿Cómo valora la situación política de México, España, Honduras, etc..

Muchos países sufren la apatía de las masas frente a una política corrupta que no hará nada para arrancar la raiz de la desigualdad. Sin revolución popular es imposible exterminar la corrupción en el Gobierno o la criminalidad en las calles.

4.- ¿Qué opina usted de la herencia española en Iberoamérica?

El imperialismo en cualquiera de sus formas no tiene justificación. Mientras que un intercambio cultural puede enriquecer a ambos pueblos, una invasión destruye la cultura e identidad nacional del conquistado. La herencia española seguro que aportó elementos útiles para la vida en Iberoamérica, pero jamás puede admitirse a cambio de la destrucción de culturas ancestrales o la conversión religiosa forzada.

5.- ¿Qué piensa usted del legado de la Unión Soviética? ¿Cree usted que el modelo soviético de socialismo es el único realmente posible?

Ningún modelo socialista de un país debe ser \'copiado\' por otro. De acuerdo a la ideología Juche, los modelos socialistas no se deben importar, sino que cada pueblo y nación debe crear el suyo propio de acuerdo a sus características y tradiciones. La Unión Soviética tuvo el fallo de crear una \'nomenklatura\' separada del pueblo, y de intentar dominar a sus países satélites. En este aspecto Corea del Norte siempre se ha mantenido independiente y miembro del Movimiento de Países no Alineados. Ni siquiera firmó el Pacto de Varsovia.

6.- ¿Cómo valora el proyecto político panhispánico de Hugo Chávez?

No puedo valorar ese proyecto porque no tengo información directa al respecto. En cualquier caso, el Presidente Chavez ha tenido muchos años para instaurar el socialismo, eliminar la delincuencia y nacionalizar TODAS las empresas en su país, pero no lo ha hecho.

7.- ¿Qué cree usted que hace fracasar los proyectos izquierdistas en la Unión Europea?

El hecho de que no son izquierdistas. De que no cuentan con los mineros, los campesinos y los anhelos de las capas que más sufren en la sociedad. Fracasan porque no son revolucionarios, sino una mezcla de buenas intenciones y aceptación del sistema explotador actual.

8.- ¿Cree que hay algún sustrato común entre los países iberoamericanos que fundamente una potencial Alianza Socialista Iberoamericana?

Seguro. Todos disponen de una gran riqueza material y de un pueblo que en su mayoría sobrevive en condiciones infrahumanas sometido al esclavismo, y que bien educado y organizado podría revolucionarse y tomar las riendas de su destino. Más difícil es en España donde todavía quedan bastantes personas que albergan ilusiones en el capitalismo.

9.- ¿Qué balance a nivel político haría de la Revolución Cubana y de la importancia política de Fidel Castro?

Fidel Castro es una figura central en la revolución, reinstauró la soberanía en Cuba y ha logrado grandes avances en el país. Pero todo la sangre derramada en la lucha no valdrá de nada si se arrodilla frente a la presión y se introducen medidas capitalistas como las recientes privatizaciones laborales.

10.- ¿Cree usted que el Islam es un movimiento de izquierdas, como apuntan algunas izquierdas, o acaso no es sino otro tipo de fundamentalismo? ¿Cree usted que el Islam o los diversos movimientos islámicos son una amenaza?

El Islam contiene dos principios preocupantes, uno de ellos lo comparte con otras religiones y es el imperialismo. Intentan imponer su fé en otros pueblos, en muchos casos recurriendo a las armas. El otro es su injerencia en la política y el Gobierno. Ni que decir tiene que la Sharia no comparte los principios socialistas, y que los comunistas son normalmente considerados \'infieles\'. Cualquier religión debe ser una creencia individual, y no debe intereferir en asuntos de Estado. El Gobierno debe siempre ser laico y no permitir que la religión se imponga sobre la igualdad. No hay Islam o mezquitas en Corea del Norte. La poligamia, la obligación del velo en las mujeres o considerarlas como inhábiles para determinadas posiciones laborales es inaceptable.

11.- ¿Cree que todo anticapitalismo es igual? ¿qué diferencias relevantes observa entre los movimientos anticapitalistas más destacados? ¿Cree que los movimientos utópicos son contraproducentes?

No. Cada movimiento tiene sus características y su propia agenda. Los hay pacifistas, ecologistas, anti-sistema, independentistas, etc. Aunque puntualmente se puedan reunir en una manifestación, sus motivaciones son muy diferentes y no existe una unidad entre ellos. Los movimientos utópicos no son contraproducentes porque la utopía ejerce de esperanza y motor para la movilización de masas. Creo que siempre se ha de ser un utópico pragmático, luchar por una sociedad ideal aunque sepamos que nunca llegaremos a la perfección por la propia condición y limitaciones del ser humano. Por lo menos nos acercaremos a esa utopía lo máximo posible.

12.- ¿Por qué cree que todos los medios de comunicación españoles se encargan de ridiculizar a las izquierdas hispánicas?

Porque son un concepto \'diferente\', que no cuadra en la política tradicional. Y normalmente todo lo \'diferente\' o \'minoritario\' es objeto de ridiculización (normalmente por ignorancia).

13.- ¿Cree que el tildar de izquierdas a los movimientos nacionalistas étnicos es correcto o incorrecto?

Depende. El nacionalismo étnico puede tener una base comunista o fascista. En el primer caso, respetará otras etnias y reivindicará sus derechos culturales, históricos, mientras apoya la creación de un sistema socialista. En el segundo ejercerá actos terroristas indiscriminados y basados en el odio a otras razas.

14.- ¿Cree que el capitalismo actual de mercado pletórico –de plétora de mercancías producidas y consumidas- es el final de la historia y el estadio final de felicidad de las naciones del mundo?


Como podemos observar el capitalismo tan sólo lleva a la desigualdad. La riqueza de muy pocos y la miseria de muchos. Estamos en el inicio del fin del capitalismo. Las clases medias se desmoronan y la gente empieza a despertar y darse cuenta de que las propiedades pertenecen al banco y no a ellos. La \'calderilla\' que recibían por su explotación se está agotando y engrosan las filas del paro. La usura y egoísmo no tienen límites, en eso se basa la sociedad de consumo, pero la realidad es que los recursos son siempre limitados.

15.- ¿Vería con buenos ojos la lucha por la unidad de los hombres y mujeres que hablan español y portugués en una sociedad política socialista? ¿Cree posible y necesaria la unidad de 400 millones de seres humanos, con un pasado y un presente común, en el socialismo, en un futuro aún más común?


Lo vería con muy buenos ojos, pero hay que empezar en un pequeño terreno abonado antes de iniciar un proyecto de tal magnitud. De lo contrario la utopía superará al pragmatismo y nos agotaremos sin conseguir resultados. El socialismo es posible y necesario, no sólo para 400 millones, sino para todo el mundo.